problemas de sueño...

¿Por qué se despierta en la noche y solo se vuelve a dormir con ayuda?

Una explicación a esto sería la siguiente:

El sueño de los seres humanos se compone de dos fases una con movimientos rápidos de los ojos REM y otra de sueño profundo nO REM. Cada vez que se pasa de una fase a otra se complementa un ciclo de sueño y al pasar de un ciclo a otro casi nos despertamos. De este modo todas las personas experimentan cierto número de breves despertares durante la noche, en especial cuando están soñando (durante el sueño REM , poco profundo) En general, los individuos no están conscientes de estos despertares y se vuelven a quedar dormidos rápidamente. Los bebés también experimentan estos cambios de ciclo con sus consiguientes breves despertares pero con la particularidad de sus ciclos de sueño son más breves y más numerosos

El ciclo más largo de sueño de un bebé son de 5 horas y media, y es esto lo que pretendemos con la participación en este grupo, estimular para conseguir estas horas de sueño ininterrumpido y poco a poco ir logrando un poco más.


De lo anteriormente expuesto se deduce que todos los bebés (al igual que todos los adultos) se despiertan naturalmente 4 ó 5 veces por noche después de haber soñado. Como no se despiertan por completo, muchos de ellos se pueden volver a dormir solos. Sin embargo, muchos otros lloran para llamar a su padre o su madre, para comprobar que siguen ahí y que no han sido abandonados o para que les ayuden a volver a dormir. Como generalmente se duermen siendo mecidos, mamando, con el chupete... no asocian la cuna con el sueño.


¿A qué edad del bebé se pueden tomar acciones para mejorar las noches ?

El sueño de un recién nacido está repartido durante todo el día por lo cual es inútil intentar imponer un patrón de sueño a un bebé recién nacido y hasta los tres meses. Durante este periodo inicial de su vida se dedica principalmente a satisfacer sus necesidades: de comer, de ser limpiado y de tener contacto con su madre y cuando están satisfechas duerme. A no ser que sufra de cólicos, este trastorno pasajero le amarga las tardes y las noches, sin otro consuelo que poder estar en los brazos de sus padres para aliviarle.

Es más adelante, allá por el 4º- 5º mes que ya se empiezan a distinguir periodos de vigilia más prolongada durante las horas de luz y sueño durante la noche. Y es durante este periodo donde se pueden hacer una serie de acciones que predispongan al bebé para el sueño (generalmente una rutina de buenas noches) y así ayudarle a establecer unos patrones de sueño cada vez más estables y más largos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada